9.2 C
Ushuaia
HomePolíticaFelipe Solá: "Ser peronista es pensar que si me estoy equivocando debo...

Felipe Solá: “Ser peronista es pensar que si me estoy equivocando debo seguir el instinto popular”

El ex canciller que padeció la extraña salida de su cargo luego de las elecciones legislativas que fracturaron al oficialismo relata cómo sucedieron los hechos, analiza la tensión política dentro del Frente de Todos y su acercamiento a Cristina Kirchner, y asegura que habrá una tendencia a la unidad en el oficialismo a medida que se acerquen las presidenciales 2023.

Te escuché una vez contar que tu mamá al final de sus días no tenía buena voz, y una de sus últimas veces te llamó para decirte algo al oído. ¿Qué fue lo que te dijo? 

Se dio cuenta de que no podía decirme muchas cosas, había que acercar mucho la oreja a su boca para oírla. Estaba en cama y ella quiso hacer una síntesis de lo que me quería decir. Tenía 99 años y lo que me dijo fue “Viva Perón”. Me pareció una buena síntesis. 

Supongo que ese gesto de tu madre dejó huella. 

Sí, en el 55 yo tenía 5 años y mi familia era muy antiperonista. Mi padre tuvo una educación aristocrática pero no tenía guita, y mi madre fue una persona de la alta burguesía, no aristocrática, pero una familia austera, que hacía de la austeridad y la honestidad un tema importante. Mi padre era juez del 55 y se retiró cuando llegó Cámpora. Desde el año 68, a los 18 años, fui simpatizante del peronismo y me empecé a meter, con mucha vocación de estar cerca del poder y de la información, con mucha vocación de averiguar cómo eran los hombres del poder. Mi madre fue cambiando, con los fusilamientos del 56 se alejó, no recuerdo si votó a Frondizi, pero sí recuerdo su conmoción con el asesinato del Che Guevara. Era una persona muy intelectual, muy lectora, creyente de toda su vida, no era una católica ferviente, era una creyente segura que basaba su creencia en la trascendencia y el misterio, que tuvo experiencias místicas, me consta. Tiempo de felicidad siendo madre de seis hijos y esposa. Fue una persona excepcional que influyó muchísimo en nosotros seis, tanto que cuando se murió, era muy viejita pero había sido muy lúcida hasta el final y como que sentimos que de algún modo nos prohibía el llanto, el luto o tener piedad de nosotros mismos.

Que esa señora aristocrática en un hogar antiperonista te dijera a los 99 años “Viva Perón” ¿era una reconciliación con el hijo? 

No, nos habíamos reconciliado casi enseguida. 

Con la ideología del hijo. 

A los 22 años yo fui secretario privado del vicecanciller de Cámpora, Jorge Vázquez. Ella estaba orgullosa, contenta de eso.

¿Pero qué te quiso decir a vos con “Viva Perón”, como casi podríamos decir frase póstuma? 

Sos un político, hagas lo que hagas, nunca te olvides de los muchachos, nunca te olvides del pueblo. Lo que el peronismo llamaba el pueblo, que es en realidad trabajadores y pobres. 

¿Qué es ser peronista?, ¿cómo lo podrías explicar?

En primer lugar, es admitir que es mucho más importante tener una mirada nacional que una cultura general. No sobra una cultura general, es bueno tenerla, pero suele hacer olvidar, hacernos creer que somos parte de un todo cuando en realidad tenemos problemas de argentinos, dramas nuestros, cercanos, no resueltos todavía, que algunos quisieron resolver, que algunos no pudieron llegar a resolver en un momento en la historia. Conocer nuestra historia, pensar desde la Argentina, admirar estar en este lugar y en este país. Apreciar que el sol nace y se pone en cualquier lugar y que no hace falta estar en un lugar conocido, europeo, rico, ostentoso, ni para ser feliz, ni para apreciar la dimensión del hombre, ni para apreciar la cultura, ni para discutir ideas, ni para ser feliz, ni para desarrollar una familia. Ser peronista es también pensar que si me estoy equivocando debo seguir el instinto popular. Eso es muy discutible, porque el dicho popular se puede pensar de una manera u otra, pero respetar cómo se expresa es muy importante. Yo puedo seguir siendo peronista perdiendo, pero teniendo respeto por las circunstancias que llevaron al triunfo del otro.

Escuchá la entrevista completa en Radio Perfil FM 101.9.

por Jorge Fontevecchia

Galería de imágenes

Mas noticias
NOTICIAS RELACIONADAS